sábado, 9 de mayo de 2009

CARTA PARA JULIA





En esta mañana mientras miraba tus cartas y la fotografía que me entregaste cuando partí, he entendido el significado de amor, tiempo y distancia.
Tu recuerdo estuvo perdido con las esquelas durante muchos años, y hoy mientras camino hacia el ocaso de mi vida, afortunado soy al haberlas encontrado en el fondo de la cajita de madera que me regalaste la noche en la que atrapábamos luciérnagas para hacer una lámpara.

En este entreluces de colores sepias y de nostalgias que comienzan a perderse en las calles y en los techos de mi barrio, también he recordado la tarde en la que siendo muy chicos, intentábamos contar las mariposas que trazaban círculos sobre la superficie del estanque al que íbamos a ver zarpar barquitos de papel.

Mientras te escribo, siento que he comenzado a desvanecerme en medio de los colores cobrizos que ingresan por mi ventana, pero antes de que llegue el final, quiero confesarte que tengo la hoja de cuaderno que nunca te di. Todavía se puede ver el corazón que dibujé, y en su interior, tu nombre y el mío escritos con un lápiz de color rojo.

Todo tiene su final, nada dura para siempre. El señor tiempo ha pasado sin darme cuenta, y mientras caminaba con su prisa hacia el sol que se dibuja sobre un horizonte que no volveré a ver, he podido terminar la que quizás sea mi primera y última carta para ti.

Es lindo y es triste, pero las luciérnagas que aún guardo en la cajita de madera, han comenzado a pintar de luz el pedacito de noche que aún me queda. Mañana no estaré al atardecer.

Pablo


Posdata 1: Aunque el amor entre los dos se llenó de besos ausentes, adjunto a ésta, encontraras dos fotografías, y la hoja del cuaderno que nunca te entregué.

Posdata 2: Si todavía me amas, te estaré esperando al final del arco iris.


Luis Carlos Bonilla Sandoval – Mayo 9/2009

Fotografia: Luis Carlos Bonilla Sandoval

17 comentarios:

Rembrandt dijo...

Querido amigo,

Que bello tu recuerdo para Julia.
Será que esos primeros amores no mueren jamás, persisten, quedan latentes en algún lugar del tiempo y por ahí sin mediar palabra irrumpen nuevamente en nuestra vida.
Claro, siempre hay un disparador para que ello ocurra y creo que debe ser el de la nostalgia que de vez en cuando entra sin golpear la puerta.

Bellisimo tu escrito lo leí y releí. Que dulzura!!!!

Te beso y mi mayor cariño como siempre.

PD: Grxs por decirme donde están las galletitas, no las encontraba, je!

Te-Pito-O-Te-Henua dijo...

Hola Luis Carlos !
Entrar en tu blog es siempre muy agradable porque veo que eres una persona con gran consciencia critica además de poeta.
Julia y Pablo viveran para siempre este amor aún que sea al final del arcoiris, unidos en la Utopia.

Un beso.
Sill

* Ya estás entre los amigos que destaco en mi blog.

Nerina Thomas dijo...

Eres ternura pura. Tu alma habita en la misma.
Un placer me vistes, ya te extrañaba y claro, todo tu universo se centra en Julia.
UN ABRAZO y no demores tanto tu llegada a mi casita. Hay amor universal en ella.

Jyhael dijo...

Lo más dulce del amor, como lo más amargo, es pura condición sentida del Alma y cuándo esta se manifiesta, sale la voz más amada, expresando en versos, el latir más sentido de nuestros corazones y marcando a tinta, letra por letra el verbo más álgido de nuestras pasiones... siempre un placer Jyhael

Mucha de la Torre dijo...

Bellos tus escritos especialmente éste lleno de recuerdos de algo que no fue o fue quizá y se quedó metido debajo de tu piel y de tu andar .................... enamorado de ls sensaciones que nos da la vida,besos con vesos desde mis besos

LOLA dijo...

POR ESO DIGO....PA QUE LA TV?....SI ENCONTRARSE CON ESTE TIPO DE HISTORIAS ME LLENA Y ME PONE A MEDITAR PARA BIEN.

LOLA CIENFUEGOS

LaU dijo...

El amor infanti... bellos recuerdos, inocencia y ternura ...

Espero que llegue al final del arcoiris... aunque sea en sueños


Un beso

RECOMENZAR dijo...

te animás a comentarme?????????

Mucha dijo...

Luis tu pedido ya esta puesto cuando quieras te espera
besossssssss

ZAYADITH HERNÁNDEZ dijo...

que hermosa esta carta...
besitos.

Illystil dijo...

Qué bonito, a pesar de lo agridulce de la despedida definitiva.

Los amores infantiles dejan marcas (que no cicatrices) en el corazón.
Pero son éstas marcas las que lo hacen crecer y madurar...

Un beso

LaU dijo...

Sólo pasando a saludar, hola

:)

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Alguien ya te gradúa de poeta... Yo sé que ser escritor es más que ser cuentero, cuentista, novelista o como se llame... lo importante es el sabor del tema, como el pablo y julia.

¡Bravo, poeta!

RECOMENZAR dijo...

Lindo hermoso me gustan tus letras bailan con el aire

Rembrandt dijo...

Hola querido Lukas como estás, todo bien???

Se extrañan tus palabras siempre tan hermosas, no tardes tanto en regresar.

Te beso y que estés muy bien.
REM

Mara Cali dijo...

Hermosa tu carta, el amor primero queda marcado a fuego en nuestro corazón.

Norma dijo...

¡¡Hermoso lugar el final del arco iris!!... lugar en que todo es posible y los reencuentros inevitables...